COMO IMPLANTAR TELETRABAJO EN TU EMPRESA

Asesoría fiscal - teletrabajo

EL MUNDO ESTÁ CAMBIANDO Y NOSOTROS CAMBIAMOS CON ÉL

Las crisis por norma general traen consigo muchas consecuencias negativas pero por otro lado aceleran patrones de comportamiento que una sociedad tardaría en adquirir muchos años. Seguramente el consumo de serpientes en China se reduzcan tan rápidamente que dentro de 100 años en las regiones dónde se comía serpientes esto se verá como una locura.

Del mismo modo que el crash del 29 aceleró la transición de los trabajadores del campo a las ciudades, la crisis del COVID está acelerando la implantación del teletrabajo en la empresas, independientemente de su tamaño.

El avance de las nuevas tecnologías ya ha impactado fuertemente en nuestras vidas, hemos cambiado o introducido nuevos hábitos en el día a día como hacer la compra online, hacer llamadas por skype o mantener una reunión con un cliente sin desplazarnos físicamente 600 km… y todo esto nos ha permitido un ahorro de tiempo precioso. Pero es cierto que la adaptación de una sociedad en todo su conjunto a estas nuevas tecnologías es lento debido al cambio generacional.

El teletrabajo, es una nueva forma de trabajar que cada vez se emplea más en las empresas, gracias a las nuevas tecnologías. Debido a que muchas empresas, no han tenido otra opción que implantarlo como consecuencia del  Covid19  para intentar continuar con su actividad económica habitual, el proceso de normalización de está práctica se ha acelerado y cuando está crisis del coronavirus termine, es muy probable que muchas empresas que ni se habían planteado hasta ahora integrar programas de teletrabajo, los implanten definitivamente.

VENTAJAS DEL TELETRABAJO

Los empleados que tienen la oportunidad de trabajar de forma remota (teletrabajo) son más productivos y mejores compañeros de trabajo. Las estadísticas nos dicen que:

  • El 36% de los empleados elegirían el teletrabajo en lugar de un aumento salarial, debido a conciliación de la vida laboral con la familiar, la flexibilidad de horarios
  • El 95 por ciento de las empresas admiten que el teletrabajo ayuda a la fidelización y retención de los empleados.
  • Las ausencias no programadas de los empleados les cuesta a las empresas 1,300 euros por empleado al año, pero, sin embargo, las organizaciones que implementan un programa de teletrabajo experimentan una reducción del 63 por ciento en esas ausencias.
  • Más de dos tercios de las empresas ganan en productividad entre los empleados que teletrabajan.
  • Seis de cada 10 empresas  reducen su estructura de costes gracias al teletrabajo, por ejemplo: consumo energético, mantenimiento de las oficinas y dietas.
  • Más del 70 por ciento de los trabajadores valoran la posibilidad de teletrabajar como algo extremadamente importante cuando elijan su próximo empleo.
  • Ofrecer la opción de teletrabajar amplía el grupo de contratación de una empresa para incluir a aquellos que viven en otras ciudades o regiones.

¡Cuanto más felices, más productivos! Y esto conlleva impacto positivo tanto para el trabajador como para los resultados de la compañía.

Pero…¿Qué significa todo esto para las pymes? Incluso si tienes pocos empleados, puedes permitirles trabajar desde casa, o contratar especialistas en otras ciudades y de esta manera cosechar los beneficios mencionados anteriormente.

Con la tecnología que disponemos hoy en día, no hay razón para que ni los emprendedores , ni los autónomos ni las pymes no puedan establecer un programa de teletrabajo.

Si quieres implantar teletrabajo en tu empresa de una manera óptima esto es lo que tienes que tener en cuenta:

MOTIVACIONES

¿Cuáles son tus razones para considerar implantar teletrabajo en tu empresa?

  • ¿Es para aumentar la productividad de los trabajadores?
  • ¿Reducir los gastos de los empleados?
  • ¿Gestionas tu negocio desde casa y te cuesta encontrar suficiente espacio para tus empleados?
  • Tal vez necesitas contratar a un especialista en tu empresa, pero no encuentras el perfil ideal en tu ciudad

¿QUIÉN VA A TELETRABAJAR?

Probablemente no te puedas permitir que todos tus empleados trabajen de forma remota todo el tiempo. Y no todos los empleados serán buenos teletrabajando. La decisión sobre cuál de sus empleados debería teletrabajar debe basarse en qué tareas se pueden realizar fuera de la oficina y si los empleados que estás considerando tienen hábitos de trabajo y vidas en el hogar favorables para el teletrabajo.

Programadores y técnicos de soporte, así como también empleados administrativos, project managers y empleados de contabilidad son los perfiles más habituales. Pero, sin embargo, si no puedes determinar la productividad de tus empleados por su rendimiento o resultados, puede que no tenga sentido permitir que esos empleados trabajen en remoto.

 

¿ESTÁ TU EMPRESA PREPARADA PARA TELETRABAJAR?

La gestión de los empleados que trabajan a distancia es diferente de la gestión de los empleados que ves en la oficina todos los días. Los teletrabajadores deben ser independientes y autodirigidos, deben tener labores muy bien definidas porque esto facilita el seguimiento de la productividad, además debes tener sistemas para comunicarte con tus trabajadores remotos como si estuvieran en la oficina.

Por ejemplo, puedes verte cara a cara con ellos a través de Skype o usar un sistema telefónico que admita teléfonos móviles como extensiones.

Asesoría fiscal online - puesto teletrabajo

Los teletrabajadores necesitarán una conexión a Internet de alta velocidad en el hogar y una forma de acceder de forma remota a los sistemas y software de la empresa. Es recomendable tener configurado en la empresa una red privada virtual (VPN).

Una relación laboral de teletrabajo debe basarse en la confianza. El 75% de los gerentes y administradores de empresas dicen que confían en sus teletrabajadores, pero a un tercio de ellos todavía les gustaría poder verlos, solo para estar seguros.

El teletrabajo genera nuevas oportunidades para desarrollo habilidades como el autocontrol, la eficiencia y la eficacia en las tareas y entre otras, el equilibrio de vida laboral y personal al poder adaptar el trabajo al ritmo de vida. Del tiempo sobrante, surge la ventaja de dedicarlo a descansar mejor o realizar nuevas actividades como establecer rutinas físicas y nutricionales con más probabilidad de cumplirlas.

Muchos pymes, ya se han sumado a esta nueva forma de trabajo… ¿y tú, a qué esperas? ¡Dale una oportunidad al teletrabajo, puede sorprenderte!

Escribe un comentario

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.